Por Flavia Martínez, estudiante de derecho en la PUCP y actual miembro del consejo editorial de EnfoqueDerecho.com

Eran las 6:45 de la mañana del jueves 18 de mayo cuando una joven estudiante de 17 años, identificada con las iniciales M.M.F.G, fue interceptada en el trayecto a un centro de idiomas por dos delincuentes. Los criminales le dispararon para robarle su celular y, lamentablemente, la dejaron entre la vida y la muerte. Horas después de este cobarde ataque, el también estudiante Moisés Espinoza Falcón recibió un disparo en el estómago luego de negarse a entregar su teléfono móvil.

Estos son solo dos de los casos que se registran diariamente en la capital. La alarmante situación se demuestra en el reporte del Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel) que confirma el robo de más de 2 millones de equipos móviles en el año 2016. Frente a esta situación y luego de los dos lamentables asaltos, la Policía Nacional del Perú realizó operativos para incautar celulares de dudosa procedencia en Lima, Junín, Pasco y Huancavelica. En Lima, uno de los operativos tuvo lugar en el distrito de La Victoria, específicamente en el Centro Comercial “Cachina Fashion” y las galerías de “El Sótano”, donde se decomisaron aproximadamente 242 celulares. Estas medidas han sido realizadas en el marco del Decreto Legislativo N°1338.

¿Qué plantea este decreto? ¿Cuál es su principal objetivo?

Con este decreto, se crea el Registro Nacional de Equipos Terminales Móviles para la Seguridad (RENTESEG), el cual se constituye por dos listas: una negra y una blanca. En la primera, se encuentran los celulares reportados como perdidos, sustraídos (hurtados o robados) e inoperativos, los cuales son inhabilitados. Para hacer más efectivo el decreto, el artículo 5 señala que solo se podrán activar en un celular, los IMSI (código de identidad internacional del suscrito a un móvil) cuya identidad -del suscrito- coincida con la identidad del propietario del celular. En otras palabras, los celulares robados que sean comprados por otros usuarios no podrán ser utilizados. Asimismo, las operadoras no pueden brindar servicio a dos o más celulares que tengan el mismo IMEI (código único de identidad internacional de celular). Todas estas medidas tienen un único objetivo: prevenir y combatir el comercio ilegal de celulares y, con ello, fortalecer la seguridad ciudadana.

Ahora bien, dentro del decreto, ¿cuál es el rol que cumplirían las operadoras de telefonía móvil?

Las operadoras tienen entre sus obligaciones bloquear inmediatamente el IMEI del celular que sea reportado como robado, sustraído o perdido para que este no pueda ser utilizado.  Además, deben de verificar plenamente la identidad de quien contrata el servicio de telefonía móvil, mediante el sistema de verificación biométrica de huella dactilar. Estas son solo algunas de las obligaciones de las operadoras quienes deben apoyar y respaldar todas las medidas establecidas en el mencionado decreto.

Cabe destacar que el Ministro del Interior, Carlos Basombrío, ha señalado que aquellas personas que porten celulares robados deben devolverlos; caso contrario, serán denunciados penalmente. Es por ello que tanto las operadoras, como el Ministerio del Interior están notificando mediante mensajes de textos a los celulares robados, perdidos y los que no se encuentren en la Lista Blanca, que la persona podría estar usando un celular robado. Los mensajes tienen un contenido como este: “Usted posee un celular reportado como robado. Tiene 48 horas para entregarlo a su operador o podría ser investigado penalmente. Ministerio del Interior”.

¿Son estas medidas suficientes para combatir los robos de celulares?

La expectativa del gobierno, según señaló Basombrío, es que se reduzca a la mitad los robos de celulares al finalizar el presenta año. Por otro lado, ahora se sabe que el mercado negro de móviles en Lima está importando celulares robados de otros países como Chile, Ecuador y Colombia. A partir de esto, podemos concluir que si bien se están realizando esfuerzos desde el ejecutivo, los delincuentes están encontrando nuevas formas de cometer sus actos delictivos.

¿Qué más se puede hacer?

La responsabilidad también es nuestra, no debemos comprar dispositivos de dudosa procedencia, ya que estos pueden haber sido adquiridos causando la muerte o afectación grave de otra persona como la joven de 17 años o Moises, de quienes nos referimos lineas arriba. Quién sabe si mañana esa persona herida por un celular podamos ser nosotros mismos.


Fuentes:

[1] http://larepublica.pe/impresa/sociedad/877244-dejan-grave-estudiante-por-intentar-frustrar-el-robo-de-su-celular-en-los-olivos

[2] http://larepublica.pe/impresa/sociedad/877590-otro-estudiante-es-baleado-en-san-martin-de-porres-por-no-dejarse-robar-su-celular

[3]https://www.osiptel.gob.pe/repositorioaps/data/1/1/1/par/131-reporte-empresas-operadoras-de-servicios-2016/reporte-equipos-robados-2016.pdf

[4] http://larepublica.pe/sociedad/877675-policia-decomisa-casi-300-celulares-durante-operativo-en-lima

[5] http://busquedas.elperuano.com.pe/normaslegales/decreto-legislativo-que-crea-el-registro-nacional-de-equipos-decreto-legislativo-n-1338-1471014-4/

[6]https://www.mininter.gob.pe/content/operadores-de-telefon%C3%AD-m%C3%B3vil-recibir%C3%A1n-los-celulares-reportados-como-robados-desde-ma%C3%B1ana

[7] http://rpp.pe/lima/seguridad/basombrio-robos-de-celulares-se-reduciran-en-50-en-el-2017-noticia-1022503

[8] http://larepublica.pe/impresa/sociedad/847752-mafias-de-celulares-ahora-importan-equipos-robados

Fuente de la imagen: www.peru21.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here